La Educación Pública en Andalucía necesita un empujón, ¡movilízate! #MásParaEducación:

Desde EQUO lamentamos un nuevo inicio de curso convulso y reclamamos que se garantice una educación pública de calidad para todas las personas en Andalucía. Por ello, nos sumamos a las protestas convocadas en Sevilla que exigen, entre otras cosas, la bajada de la ratio y la cobertura inmediata de vacantes.

Tras el 1 de septiembre y la incorporación del profesorado a los centros para organizar el nuevo curso escolar nos han llegado quejas que requieren que se tomen las medidas necesarias para garantizar una educación pública y de calidad, en la que de una vez por todas se abandonen los recortes y se escuchen las reivindicaciones de un sector clave para la cohesión social y la formación de nuestros jóvenes.

Desde EQUO lamentamos que el nuevo curso vaya a iniciarse -y van varios años seguidos- de manera convulsa y ante las críticas de la comunidad educativa, que rechaza la pérdida de hasta un millar de puestos docentes en Infantil y Primaria, pues la implantación incorrecta del segundo idioma (francés) ha expulsado del sistema educativo a centenares de profesionales.

Carmen MolinaAsí, hemos vuelto a tener un verano marcado por las protestas en Educación, con conflictos que no se han solucionado de cara al inicio del curso, y como dice “nuestra” diputada en el Parlamento de Andalucía, Carmen Molina, “algo tan fundamental como el sistema educativo no puede ser objeto de tijeretazos constantes por parte de quienes nos gobiernan, ya que parecen no entender que cualquier recorte en Educación es inadmisible, además de una pérdida irrecuperable para el futuro”.

Estos recortes provocan marginación. Recortar en educación pública es recortar en igualdad de oportunidades porque en nuestras escuelas hay mucha diversidad de niñas y niños que deben ser atendidos de la forma adecuada para garantizar la integración y el mejor desarrollo posible para todos. Recortar en Educación Pública supone ponerlo más difícil a quienes menos recursos tienen, pone obstáculos para atender la diversidad funcional en las alumnas y alumnos e incrementa los problemas por la barrera idiomática de los inmigrantes.

Desde EQUO apostamos de una forma nítida y sin fisuras por una educación pública y gratuita de calidad, que cuente con financiación suficiente y estable. En este inicio de curso, refrendamos todas y cada una de las peticiones de la Plataforma Andaluza para la Educación Pública, entre las mismas se encuentra:

    • La cobertura inmediata de las vacantes y sustituciones, porque niños y niñas necesitan personas que les atiendan y eduquen. No hay calidad educativa sin personas que la ejerciten.
    • La bajada de la ratio, pues vivimos en la comunidad autónoma con la ratio de alumnado más alta, por mucho que la Consejería de Educación trate de maquillar las cifras con medias aritméticas que no se corresponden con la realidad de los centros escolares y las necesidades del alumnado.

Asimismo, rechazamos la pérdida de módulos en distintas especialidades y la privatización de la educación que, en la práctica, supone el hecho de recortar en un número tan significativo la cantidad de profesorado, pues al tiempo que se reduce el número de plazas que oferta la escuela pública, aumentan en los centros privados y concertados.

También denunciamos los recortes practicados en la enseñanza pública bilingüe.

Educuación PúblicaEn EQUO tenemos decidido que apoyaremos todas las protestas de la comunidad educativa encaminadas a acabar con los recortes en recursos humanos y caminar hacia una educación pública, de calidad y en igualdad de condiciones para todos.

Ese apoyo es debido a que entre nuestro ideario se encuentra el desarrollo y fortalecimiento de la red educativa pública y la reducción progresiva de los colegios concertados con financiación pública hasta conformar un sistema educativo que cuente con colegios públicos (en financiación y gestión) y privados sin financiación del Estado.

La potenciación de la educación -en condiciones de acceso igualitario para todos, sin diferenciación entre la que reciben quienes pueden pagarla y quienes no- resulta fundamental para impulsar la sociedad del conocimiento necesaria para generar un cambio de modelo productivo, la creación de empleo de calidad, y la salida de la crisis a partir de la formación de una ciudadanía crítica y activa.

Por todo lo anterior, queremos que el sistema educativo andaluz responda a los retos reales a los que la sociedad se enfrenta -pobreza, cambio climático…-, no a las directrices del mercado. El profesorado ha de estar formado y presente en ese proceso educativo.

Manifestación de junio de 2014 en Sevilla contra la represión de las protestas socialesAhora sólo toca hacer oír en la calle la voz de todos los que luchamos por una educación mejor para todos.

Comentarios cerrados.